Carta Poder – Ejemplos, como redactarla y para que sirve




carta-poder-simple




Imagina tener que hacer un trámite administrativo importante y que otras obligaciones no te lo permitan, que estés limitado por alguna enfermedad o condición física o, sencillamente, que no te encuentres en un determinado espacio geográfico para hacer una diligencia justo en el momento en el que se te ha indicado.

Entendiendo que no puedas estar en dos sitios al mismo tiempo o cualquier otra poderosa razón que impida el cumplimiento obligatorio de ciertos compromisos, la mejor alternativa en estos casos es formalizar una carta poder, la cual otorga a un tercero la capacidad de actuar en nombre de quien representa.

Gracias a ella puedes delegar a otra persona (preferiblemente alguien de tu más entera confianza como un familiar, un abogado, una secretaria o un amigo) la función de llevar a cabo cualquier trámite, desde el más sencillo hasta el más complejo, menos aquellos que por disposiciones de ley deban cumplirse personalmente.

La utilidad de una carta poder es muy variada, así que su perfecta aplicación puede estar condicionada a los siguientes trámites o acciones:

  • Cobro de un cheque
  • Retiro de documentos
  • Comprar o vender inmuebles
  • Administración de algún bien
  • Pagos de colegiatura
  • Dar poder a un subordinado para actuar en representación del jefe
  • Recibo de información
  • Comprar o vender automóviles y hacer trámites vehiculares
  • Inscripción en registro de propiedad
  • Representación ante un tribunal
  • Representación a una persona enferma o impedida físicamente
  • Conformación de alguna compañía
  • Trámites bancarios

Por su puesto que formalizar una carta poder implica una serie de requisitos previos, los cuales varían según lo que quieres hacer. Ahora bien, mientras más alta sea la cuantía financiera implícita, mayor será el papeleo para que este documento tenga validez.

Es que además, necesitas, obligatoriamente, contar con una fe pública o el aval de algún funcionario. Estos pueden ser diputados, delegados del Ministerio Público, residentes municipales, juntas parroquiales, entre otros.



Qué no puedes hacer con una carta poder

Si bien ya se ha hecho referencia sobre los alcances que tiene una carta poder, también es necesario que conozcas qué es lo que no puede hacer tu representante con ella. Aunque este documento puede ser útil y necesario, existen algunas restricciones en su aplicación, entre ellas las que describiremos a continuación:

  • De ninguna manera permite tomar decisiones importantes a las que tajantemente se oponga el representado.
  • No retira derechos absolutos del representado a tomar alguna determinación sobre sus propiedades, cuentas de banco, entre otras.
  • La carta poder no es ni se le parece a un testamento, razón por la cual pierde validez cuando el representado ha muerto.

Tipos de carta poder y los peligros que cada una implica

Según el alcance del documento, existen dos tipos de carta poder que puedes formalizar:

  • General: Son aquellas que por su alto alcance pueden afectar considerablemente a la persona representada. Con ella puedes actuar en el ámbito administrativo o jurídico sin otra restricción más que la decisión de revocación del solicitante. Su vigencia estará condicionada a la culminación del trámite en cuestión o por orden del representado.
  • Especial: Está estrechamente vinculada a bienes jurídicos y su alcance estará detallado, según disposición expresa en la propia carta.

Pero hablar de este tipo de permisos es hacer referencia a una serie de riesgos que implica poner en manos de terceros ciertas facultades. En el caso de una carta poder especial, las pérdidas ocasionadas están debidamente delimitadas en el papel que se haya formalizado.

Por su parte, una carta poder general representa un peligro más grande, ya que como otorga poderes ilimitados al representado, este, actuando de mala fe, podría llevarte a la completa ruina. Además de hacerte perder todo el dinero, bienes o propiedades, podrías enfrentar deudas impagables, incluso, de otras personas.

Es por ello que se recomienda en primer lugar consultar con un abogado que ayude a la creación del documento. Antes que nada, tendrán que detallar específicamente las funciones y el alcance que tendrá la persona a la que vaya dirigida la carta. Recuerda que tendrá acceso a nuestras cuentas bancarias y, por su puesto, a todo lo que ello implica.

Lo segundo es que quien reciba la carta poder debe ser alguien de tu más entera confianza; sin embargo, ya deben estar establecidos los límites para evitar problemas futuros. Si la carta poder va dirigida a un abogado, se recomienda mucha comunicación entre ambos, ya que, de esa manera, estarías evitando malos entendidos.

Estructura de una carta poder

Una carta poder vincula únicamente a dos personas: al interesado que será la persona representada y al representante, que es a quien irá dirigido el documento y quien estará a cargo de hacer los trámites administrativos y jurídicos en nombre de quien ha otorgado el permiso.

La redacción debe ser clara y concisa, detallando los puntos clave a los que tendrá potestad el representante y dejando por sentado, con la ayuda de un abogado, los términos legales a los que haya lugar.

En tal sentido, la redacción puede ser general o limitada. La forma será siempre decisión del interesado.

Por ejemplo:

La Sra. Natasha Smith se encuentra haciendo un viaje de negocios a los Estados Unidos que no le fue posible postergar. Tomando en cuenta que necesita concretar la venta de una propiedad lo más pronto posible, ha designado una carta poder a su hermana, la Sra. Clara Smith, para hacer los trámites que sean necesarios para tal negociación. Esta carta poder autoriza, por lapso de un mes, a la Sra. Clara Smith a vender la propiedad es cuestión ubicada en…”.

No importa si la carta es general o limitada. Sea cual sea la forma escogida por la persona interesada, debe anexar la siguiente información:

  • El nombre de la persona que está recibiendo el poder por medio de este documento.
  • Las especificaciones de las atribuciones que se le conceden a la persona que recibe la carta.
  • Información clara y precisa del tiempo de vigencia de la carta poder.
  • Muy importante, la firma de la persona que será representada por un tercero.
  • Para la venta de bienes raíces, la carta poder tiene que ser autenticada por funcionarios públicos y validada por testigos.

Carta poder PDF

Por lo general, existen varios formatos en los que pueden ser entregadas las cartas poder a la persona interesada y uno de ellos es en PDF. Sin lugar a dudas, puedes enviar el documento por correo electrónico o imprimirlo, pero difícilmente puedes hacer cambios sobre el mismo.

Si es necesaria una reestructuración del permiso a último minuto, tendrás que hacer la carta nuevamente y anexar el contenido extra. Se trata de un formato bastante utilizado hoy en día. 



Descubre muchos más ejemplos de carta poder aquí : carta poder para imprimir en formato PDF

Cartas poder Word

La redacción de una carta poder en Word es bastante común, pues al fin y al cabo el documento no requiere de formatos específicos para su realización. Además, puedes terminarla junto a tu abogado frente a cualquier computadora sin mayores complicaciones.

La ventaja es que puedes guardarla en tu ordenador y hacer modificaciones sobre ella en caso de ser necesario. De igual forma, puedes imprimirla o enviarla a través de correo electrónico.

Descubre más ejemplos de carta poder aquí : carta poder para rellenar y imprimir en formato WORD

Conclusión de carta poder

En definitiva, una carta poder es un documento necesario, sobre todo para aquellas personas que por alguna ocupación, impedimento físico o por otros motivos no pueden llevar a cabo trámites administrativos o jurídicos (sencillos o complejos) personalmente.

Se trata de una herramienta efectiva, pero también implica algunos riesgos. Si quieres formalizar un documento de este tipo, toma en consideración los puntos descritos. Si eres de México te interesará esta información, leer aquí




4.8 (95%) 8 votes